Compartiendo con los padres
Inicio > Docentes >

En este punto, es función de los padres y educadores crear un ambiente propicio para el normal desarrollo de los niños y niñas dentro de sus circunstancias personales y características individuales. Por esta razón nunca se insistirá suficiente en la necesidad que la Escuela-Familia, estén informados, colaboren y se apoyen mutuamente en la misma dirección.

Adicionalmente la escuela es un escenario para desmontar los prejuicios asociados a la alimentación y debe garantizar que los niños y niñas se formen bajo parámetros de autonomía, e intentar atender a su dimensión más práctica relacionadas con habilidades para la vida, para lo cual se requiere la colaboración permanente del grupo familiar.

Un ejemplo de ello lo representa el rechazo a la comida, el cual probablemente tiene que ver más con las relaciones familiares interpersonales que con la comida en sí misma. La comida consumida por un niño representa su aceptación de lo que se le facilita para que pueda sobrevivir, física y psicológicamente, y probablemente se convertirá en el patrón con el que seleccionará y rechazará los alimentos a lo largo de su vida.

Por ello, la estructuración de los hábitos alimentarios infantiles no responde a un simple acto reflejo; éstos comienzan a tener significado a través de una estructura integrada de percepciones, imágenes, recuerdos, ideas, emociones y necesidades. Por medio del acto alimentario, la madre y la maestra también dan sentido a lo cotidiano, de modo que la comida trasciende el hecho físico del alimento y se convierte en un lenguaje que permite expresar el cuidado, el amor y la responsabilidad para con todos los miembros de la familia y la escuela. Recordemos que la alimentación se constituye en sí misma como el primer aprendizaje social del ser humano.


La educación de los niños y niñas en edad preescolar se debe nutrir tanto de las experiencias familiares como de las escolares y la de su comunidad como entorno positivo y participativo en su formación. Es preciso, por lo tanto, que se produzca una mayor vinculación entre estos espacios de formación familia-escuela-comunidad, entendida como complementariedad natural entre estos contextos en la medida en que uno es continuación del otro y viceversa.

Inicio > Docentes >   Ir al principio



 

Sociedad Anticancerosa de Venezuela - RIF: J-00056059-5
Calle Jalisco, entre ppal de Las Mercedes y calle La Cinta,
Edif. La Colonia, piso 1, Las Mercedes, Caracas, Venezuela
Teléfono: (+58.212) 950.3231
E-Mail: educacion@sociedadanticancerosa.org
Diseño gráfico
realizado por:
Material
impreso: 
Desarrollado por:

Promoción y
juegos multimedia: